El socialismo tiene un compromiso histórico con la salud y la Ley de Etiquetado no va a ser la excepción. En la Honorable Cámara de Diputados de la Nación, se trató y aprobó una ley que protege a las infancias, beneficia nuestra alimentación y tiene una clara perspectiva hacia el futuro.

En primer lugar, el Diputado por el Bloque Socialista, Enrique Estévez, felicitó a todas las Organizaciones, Asociaciones de Consumidores, la OMS, FAO, OPS y UNICEF entre otras, que trabajaron por este proyecto de ley, por no bajar los brazos y por pensar que un sistema diferente de producción y de comercialización de productos, es posible en la Argentina.

Como ciudadanos/as tenemos el derecho de saber qué es lo que consumimos realmente. Cuando hablamos de Etiquetado Frontal estamos hablando de algo que atiende el hoy pero con una clara perspectiva de FUTURO. Estamos ante un proyecto de ley que no solo nos brinda información clara y precisa, sobre lo que consumimos, sino que también busca proteger a las infancias, remarcaba Estévez.

Este proyecto reúne varias dimensiones, porque es un instrumento de salud púbica, de economía y producción y también cultural, porque en definitiva se busca modificar hábitos alimentarios.

Se busca que todas y todos los consumidores puedan reconocer de manera rápida y sencilla la presencia de altos niveles de los llamados “nutrientes críticos” (grasas totales, grasas saturadas, sodio, azúcares y/o calorías) y que los productos que los sobrepasen lleven una etiqueta octogonal que lo advierta.

Una adecuada alimentación conduce a un desarrollo pleno de las personas, que tengan un mejor desempeño en la educación, que puedan tener la oportunidad de insertarse laboralmente y esto tiene que ver con cómo pensamos el desarrollo de las generaciones futuras, qué políticas públicas estamos diseñando, qué medidas se están tomando para avanzar a sistemas alimentarios más sostenibles.

Un punto clave, es la prohibición de toda forma de publicidad, promoción y patrocinio de alimentos y bebidas que contengan al menos un sello de advertencia y que estén dirigidas a niños y niñas.

Alcanzar los objetivos y metas de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible implica lograr un mundo sin hambre, inseguridad alimentaria y malnutrición en cualquiera de sus formas, y esto requiere la participación de todos los sectores de la sociedad y del Estado para su implementación.

“Todo lo vinculado a salud e infancias nos convoca a trabajar, siempre van a encontrar al Socialismo legislando para ampliar derechos” dijo Estévez. Una Argentina, que sea a partir de un gran acuerdo nacional, con mucho consenso, diálogo, sin doble discurso, donde se construya una agenda con políticas públicas que estén orientadas hacia una transición justa, que la mirada ambiental esté incorporada al proyecto de país y que esa agenda también incluya los temas por los que luchan las y los argentinos, es posible.

El Diputado Nacional finalizó su discurso con la siguiente frase: ¡Y es por eso que espero que antes del 10 de diciembre el Proyecto de Humedales también sea Ley y no solo quede en un spot de campaña!

Hacé click en el siguiente enlace para ver y escuchar el discurso de Enrique Estévez:

https://youtu.be/eh6Q6l8PQZM

Abrir chat